jueves, 9 de julio de 2015

Tirando de hemeroteca "El Pueblo" (1901)

   De nuevo os traigo algunos datos conseguidos a través de la web de la hemeroteca de Betanzos. Parece que la construcción del Pasatiempo no dejaba ningún rastro en la prensa de la época. De todas formas, estos artículos nos sirven para comprender mejor las ideologías socialistas de ambos hermanos, así como los primeros pasos dados por el Lavadero de As Cascas.



   En esta ocasión presento los datos relacionados con la actividad de los hermanos García Naveira que aparecieron en el diario brigantino El Pueblo, publicado entre el año 1900 y 1902.
   Sus directores fueron José Bartolomé Vidal "Melotobar", Juan Gómez Navaza y Bernardo Miño Abelenda. Los redactores y colaboradores fueron Antonio Fernández Rivas, Guillermo Robledo, Darío Caramés y Juan Gómez Navaza "Edil Claridades".  Y se imprimió en Sucesores de Castañeira (Betanzos) y Roel (A Coruña).
   En un primer lugar se subtítulo: Órgano Único de esta Localidad, para pasar luego a Órgano Independiente de esta Localidad.
   De corte anticaciquil  y periodicidad variable, decía adiós el 15 de julio de 1902 con una despedida y una aclaración de que el último ejemplar había sido censurado.




AÑO II                              26 de Abril de 1901                              NUM 38

   Nos consta que los acaudalados propietarios Sres. D. Juan y D. Jesús García Naveira, han ingresado como socios en la compañía que para el desarrollo de electricidad destinada a la producción de luz y otras industrias, se ha constituido en esta ciudad y que pronto principiará á funcionar.
   Escusado será decir que con sócios tan formales y de tau brillante posición, nada dejará que desear la nueva fábrica de luz eléctrica.




AÑO II  2ª ÉPOCA                            12 de Octubre de 1901                              NUM 54

   Se hallan muy adelantados los trabajos que se están realizando para la construcción del lavadero modelo que en el río de las Cascas ejecutan los señores García Naveira (hermanos) para comodidad, alivio y bienestar de las hijas de Betanzos que necesiten dedicarse á la incómoda y pesada tarea del lavado, sobre todo en los días fríos de invierno en que constituye un constante peligro para la salud el tener que permanecer con los pies metidos en el agua.
   Se nos asegura que las condiciones del referido lavadero serán de tal importancia que no dejarán nada que desear, lo, mismo en lo relativo al confort que en otras comodidades sumamente útiles.
   A su debido tiempo procuraremos describir minuciosamente tan interesante obra, á cuyos filantrópicos donantes vivirán siempre agradecidos los hijos de Betanzos, los cuales verían con especial gusto que el repetido lavadero llevara el nombre de los mismos.




AÑO II  2ª ÉPOCA                            3 de Noviembre de 1901                              NUM 57

EL SOCIALISMO 

   Mitin ó asamblea celebrada el domingo próximo pasado por las sociedades obreras y de agricultores confederados. 
   A las cuatro y treinta y cinco minutos de la tarde de dicho día y en el Centro que en la calle de la Ribera tienen establecido las mencionadas sociedades, se ha celebrado una solemne y notable asamblea, bajo la dirección de las Juntas directivas respectivas, presidiendo el de la de obreros, compañero Soto. 
    Por un compañero secretario dióse lectura al acta de la anterior, que fué aprobada en medio de atronadores aplausos y vivas á la libertad y engrandecimiento del trabajo. 
   Dase lectura á una moción presentada por el compañero Rodríguez Huertas ensalzando las virtudes y purezas del socialismo; se extiende en consideraciones sobre los conflictos económicos que se avecinan. Termina dicha moción con un viva al pueblo, á la libertad y al Centro obrero, que es contestado con entusiasmo por todos los asistentes en medio de prolongados aplausos. 
   El compañero presidente dirige la palabra al público y le expone el estado en que se hallan los trabajos electorales de las sociedades confederadas para la próxima lucha. 
   Compañeros, les dice, grande y avasalladora es la presión que sobre los asociados de la clase obrera y productora tratan de ejercer los caciques y los burgueses, amenazando con expulsarlos de sus casas y deshauciarles de sus fincas. Tarea inútil, continuó diciendo, porque á nosotros todas esas amenazas nos tienen sin cuidado ante la santidad de la causa que defendemos. No os dejéis caer de inocentes; ellos, por la cuenta que les tiene, nada ejecutarán de lo que dicen, y ya se contentarán con que en los meses de Septiembre de cada año se les lleve el trigo y el dinero que es el sudor del pobre obrero durante el mismo. Ellos son los que debían estar supeditados á nosotros y no nosotros á ellos, puesto que al fin somos los que les damos el pan de cada día que saborean bien sentados y tranquilos á cuenta de nuestro continuo trabajo. Termina manifestando, que triunfen ó nó, procede ir á la lucha sin componendas con los mandarines que no saben otra cosa más que engañar con halagos que se desvanecen como la espuma. Ruidosos aplausos acogen las palabras del presidente, y el público acuerda ir definitivamente á la lucha. 
   El compañero Rodríguez pide un voto de gracias para los Sres. D. Juan y D. Jesús García Naveira por la constante protección que dispensan á las sociedades. Por unanimidad así se acordó. 

(…) 

   El mismo presidente participa que el filántropo y protector de la sociedad D. Juan García Naveira se lamenta de la poca asistencia á la escuela nocturna de los hijos de los socios y que rogaba más cariño á la instrucción. Igualmente propuso en nombre de dicho señor que se proporcionase un nuevo local para poder dar instrucción á las hijas de los asociados. Grandes muestras de aprobación y aplausos acogieron la benéfica propuesta.




AÑO II  2ª ÉPOCA                            23 de Noviembre de 1901                              NUM 60


EL SOCIALISMO 

   La emprende luego contra los compañeros que han hecho traición á las candidaturas socialistas, apostrofando en términos vivísimos á los dos maestros de instrucción primaria de la escuela nocturna de las sociedades, que pisoteando el pan de cada día que los filántropos protectores de dichas sociedades les dan por prestar aquel servicio, se pasaron al enemigo, faltando abiertamente á su deber para con las sociedades.
   Cuándo el orador llega á éste punto, prorrumpen la mayor parte de los asistentes en las voces de ¡fuere, fuera esos maestros! ¡Aquí no queremos, en nuestra compañía al menos, gente que sea contraria y traidora á nuestra causa! , El orador, continúa y dice que siendo el cargo" que dichos funcionarios desempeñan satisfecho por cuenta de los señores D. Juan y D. Jesús García Naveira, se hacía preciso contar para la destitución con el beneplácito de los mismos. Inmediatamente increpa
á otros compañeros asociados que han incurrido en igual falta, señalando, sobre todo, á dos que según dice„ vendieron sus votos por un lacón y ocho cuartillos de vino, cuyo hecho, manifiesta, no merece perdón de nadie y los que tal hacen no tienen otro calificativo que el de...
   Una voz del público: «Cazoleiros»
   Lo oportunísimo y ocurrente de la frase produce grandes y estrepitosas risas en el auditorio por la rara coincidencia de la misma.

(...)





AÑO II  2ª ÉPOCA                            14 de Diciembre de 1901                              NUM 63


CRÓNICA LOCAL

    El martes último ha sido invitado por los Sres. García Naveira (hermanos), el Ayuntamiento de esta ciudad, para que se dignase pasar á visitar las obras que por cuenta de los mismos se están llevando á efecto en la construcción del lavadero modelo que en el río de las Cascas (Mendo), edifican gratuitamente aquellos verdaderos filántropos.
   Con motivo de la lluvia que reinó durante la mañana de dicho día, tenemos entendido que no han comparecido á la hora señalada al lugar de la cita, pues habiendo uno de nuestros reporteros concurrido á la hora indicada para tomar trotas, se encontró con que ningún edil existía en aquel lugar.
   Sin embargo, parece ser que en una reunión habida entre los donantes y parte de la Corporación municipal, se acordó dar por bien hecho todo cuanto hasta la fecha llevan aquéllos ejecutado.
   Las lavanderas ya principian á hacer uso de los lavaderos, en los cuales pueden acomodarse 35 mujeres, siendo grande el entusiasmo que reina entre las mismas con dicho motivo, y muchos los elogios y frases de gratitud que constantemente invocan, para ensalzar á aquellos sus protectores, que las ponen á salvo del frío y de la intemperie.






AÑO II  2ª ÉPOCA                            28 de Diciembre de 1901                              NUM 65


CRÓNICA LOCAL

   Es tan grande el entusiasmo y animación que reina entre las lavanderas que concurren al río de las Cascas con motivo del uso y disfrute del lavadero modelo que por su cuenta construyen y regalan á la población los señores García Naveira (hermanos), que todos estos días se encontraron completamente ocupados los departamentos con que para el lavado cuenta dicho edificio.



No hay comentarios:

Publicar un comentario